Hoy lunes os traigo una calle que está bastante olvidada por los madrileños, aunque está muy céntrica. Paralela al segundo tramo de la Gran Vía, la calle del Desengaño es conocida por muchos madrileños como la calle donde muchas mujeres se buscan alguna opción laboral, aunque sea desempeñando el trabajo más antiguo del mundo. Pero lo que no conocen es la leyenda y la historia que posee esta oscura calle.

Esta historia está protagonizada por el Caballero de Gracia y el príncipe Vespasiano de Gonzaga, rivales acérrimos. Ambos se encontraron en esta calle un día, preparandose para pelear como cuentan las mayores epopeyas de la historia. Pero una mujer distrajo la atención de ambos, siempre tan fáciles de embelesar. Esta figura femenina, envuelta en un velo, era seguida por un zorro. Ambos caballeros siguieron a esta figura hasta que se detuvo por completo. Entonces, los caballeros se dispusieron a hablar con ella, para conocerla, cuando de repente, descubrieron que en realidad no había ninguna mujer, sino una momia totalmente muerta. En ese momento, dijeron en voz alta, «¡que desengaño!», y de ahí salió el nombre.

Parece ser que este cuento o leyenda fue inventada por partidarios del príncipe Carlos, hijo de Felipe II, que se reunían en esta calle y que intentaban conspirar para alzar a Carlos como futuro heredero.

De esta leyenda he escuchado miles de versiones, con zorro o sin zorro, que habla la doncella, que en esta zona, ya había prostitución en la época, cosa que es difícil, ya que había mancebías clandestinas y no tan clandestinas.

Sea como fuese, es una de las leyendas más típicas del barrio de Malasaña y de cualquier visita guiada que se realiza en la Gran Vía. Si asisten a alguna visita, veremos que versión les cuentan.


Una única vez
Mensual
Anual

Realiza una donación de pago único

Realiza una donación mensual

Realiza una donación anual

Elige una cantidad

€1,00
€2,00
€5,00
€1,00
€2,00
€5,00
€10,00
€20,00
€50,00

O introduce un monto personalizado


Gato por Madrid siempre será gratis, pero lo cierto es que cuesta tiempo y dinero mantener vivo el proyecto, por lo que si te gusta lo que hacemos y piensas que sirve de utilidad lo que contamos, te animamos a que nos apoyes realizando una donación, por pequeña que sea.

Gato por Madrid siempre será gratis, pero lo cierto es que cuesta tiempo y dinero mantener vivo el proyecto, por lo que si te gusta lo que hacemos y piensas que sirve de utilidad lo que contamos, te animamos a que nos apoyes realizando una donación, por pequeña que sea.

Gato por Madrid siempre será gratis, pero lo cierto es que cuesta tiempo y dinero mantener vivo el proyecto, por lo que si te gusta lo que hacemos y piensas que sirve de utilidad lo que contamos, te animamos a que nos apoyes realizando una donación, por pequeña que sea.

DonaDonaciones mensualesDonaciones anuales